Las mejores posiciones para sexo con penetración profunda

Publicado en: Blog | 0

sexo con penetración profunda

 

Prueba estas posturas de sexo con penetración profunda si quieres profundizar. 😀

En serio, algunas mujeres lo adoran y lo necesitan para llegar al clímax y algunas lo detestan absolutamente.

Antes de explicaros algunas técnicas para una mayor penetración, necesitamos cubrir algunos aspectos básicos importantes para estar seguros que entiendes perfectamente porque puede ser muy agradable u horrible incluso doloroso para la mujer.

Antes de probar estas posturas, estate seguro que no os vais a causar algún daño físico.

Al final de tu vagina está tu punto mas profundo, conocido como el fórnix vaginal. Cuando este es estimulado por tu pareja, esto puede ser muy placentero, pero si la pareja no lo hace bien, puede dañar accidentalmente el cérvix y será muy doloroso.

Esto es probablemente lo mas importante que hay que tener en cuenta durante el sexo con penetración profunda. Cuando tu pareja cambia el ángulo de entrada de su miembro, cambiará la presión que ejerce sobre el fórnix vaginal. Así que tendrá que tener mucho cuidado mientras probáis diferentes posturas para hacer el sexo seguro y agradable.

Siguiente punto importante: la comunicación es crucial para tener buen sexo y especialmente en el caso de la penetración profunda. Sonará obvio, pero ¡luego se olvida! Vais a tener que experimentar un poco y probar varios ángulos y posturas si queréis que sea lo mas placentero posible.

Finalmente cuando quieres tener sexo con penetración profunda, asegúrate que estás bien lubricada para que su miembro se deslice de manera fácil. La clave en todas las posturas es empezar suavemente para ir aumentando la penetración e ir diciéndole cuando está dando en el clavo. Si no lo involucras en tus sensaciones será mucho menos placentero.

 

¡Empezamos con las posturas que aumentarán la temperatura de tu dormitorio!

 

 

El Jinete

Túmbate boca abajo y deja que el se siente encima tuya con las piernas flexionadas mientras te penetra desde atrás. Tus piernas estarán rectas y mas bien juntas. Y el se puede ajustar en ángulo de entrada tumbándose encima tuya o empujando tus nalgas hacia arriba o hacia abajo. Si te gusta el sexo con penetración profunda sin tener que moverte mucho esta es tu postura.

 

A lo perrito / tortuga

Estas dos posturas son ideales cuando la pareja no es muy alta.

A lo perrito seguramente que lo conoceremos, pero ¿como es a lo tortuga? Simplemente en postura de perrito flexionas los brazos y apoyas la cabeza en la cama intentando llevar el cuerpo lo mas cerca posible a tus muslos. Tu pareja entonces podrá penetrarte desde atrás con facilidad y cogerte por las caderas para empujarse mas hacia dentro.

Al estilo perrito es probablemente la mejor posición sexual para profundizar y estimular el punto G. Esto no permite el contacto cara a cara con la pareja, pero si quieres sexo duro, profundo y sucio, el estilo perrito es el camino a seguir.

Al estilo perrito es generalmente rápido y salvaje, así que es genial para un polvo rápido profundamente penetrante. Si bien a lo perrito , inevitablemente le permite penetrar más profundamente, una mujer puede controlar las sensaciones moviendo su pelvis.

El yunque

La posición del yunque es la única postura un poco más difícil de las nombradas. Se puede modificar la posición del misionero para crear la penetración más profunda posible, sin dejar de ser capaz de estar cara a cara con su pareja. Cuando él está en la parte superior, haga que arquee un poco para que pueda llevar las piernas hacia atrás hacia su estómago y conectar sus tobillos sobre sus hombros. Cuanto más flexible sea (para esto mola el yoga), más cerca se inclinará y más placentera y salvaje será la penetración. Si sois pocos flexibles también  será capaz de experimentar la diferencia en la profundidad de penetración entre esta posición del sexo misionero modificado y misionero tradicional.

La mujer arriba

Una de las mejores cosas de la mujer en posición superior, ella llega a controlar casi todo. La velocidad, la profundidad y el ángulo, todo depende de ella y , en consecuencia , a menudo esto permite que una mujer tenga un orgasmo más fácilmente que si la posición fuera al revés. Si estás arriba y quieres una penetración más profunda, estira piernas y flexiona las rodillas. Esto permitirá a empujar la pelvis hacia abajo, completamente hasta dentro de la vagina y permitir que se deslice completamente hacia abajo hasta la base de su pene.

Esta es también una gran posición sexual para un orgasmo femenino , porque cuanto más cerca de su pelvis es su más fricción se creará durante el sexo y le permitirá estimular su clítoris y la vagina.

Resumen

Estas posturas van a darte un buen comienzo empezando a aprender como tener sexo con penetración profunda. Es importante experimentar e improvisar con las diversas posturas para encontrar la que mas os guste.

El sexo con penetración profunda no es para todo el mundo, ya que cada persona está construida de manera diferente. Quizás esto con los penes ya lo sabíamos, pero las vaginas también tienen formas diferentes. Hay mujeres que tienen un fórnix vaginal muy pequeño o está muy profundo y poco respondedor. Otras mujeres preferirán la estimulación del punto G – para lo que no se requiere un pene muy largo. Y otras mujeres simplemente prefieren la estimulación clitoral. Y algunas la combinación de los tres.

La clave está en encontrar de lo que tu y tu pareja mas gocéis.

Si te gustaría como hacer un cunnilingus espectacular o una mamada inolvidable, pincha en los enlaces – que ambos sirven como preliminar excelente.

Zonas erógenas masculinas que puedes estimular

Publicado en: Blog | 0

zonas-erogenas-masculinas-1

 

No es de extrañar que muchas de las zonas erógenas masculinas sean las mismas que las de una mujer, ¡qué todos somos humanos!, como las orejas, el cuello y los muslos internos. Pero hay algunos puntos sensibles que pueden haber sido pasados por alto cuando estás tratando de conseguir que un hombre eleve su… ¡ánimo!

Estimula las siguientes zonas erógenas masculinas para crear una situación excitante

Frente

Puede que no parezca muy atractivo, y es donde primero se puede ver el sudor, pero la frente está llena de nervios y por lo tanto un masaje sobre este punto puede liberar la dopamina y la serotonina que son hormonas que los científicos dicen que te pone de buen humor. Y el buen humor es lo más guay para el sexo.

Párpados y ojos

Se necesita confianza para que te den un beso en los ojos y que esa persona de confianza sepa utilizarla adecuadamente. Tocar ligeramente los párpados demuestra que él puede confiar en ti con una de las zonas erógenas masculinas más delicadas del cuerpo y por lo tanto será amable con otras áreas de su anatomía también.

Pies

Muchos hombres les gusta que se les frote los pies, en la antigua práctica de la reflexología se cree que los talones de los pies que son los puntos de presión que fomenten la excitación sexual y apoyar los senos en los pies puede pasar del gesto de amor en una noche caliente de sexo. A muchos hombres les gusta un masaje de pies con un buen aceite.

Zonas pélvicas

Empieza por el ombligo, y de paso comprueba si tiene cosquillas, de paso consigues que la sangre de esa zona erógena masculina empiece a sentir algo de emoción y a partir de ahí empezará a funcionar lo que se tiene que levantar.

Susurra a su mente

La mente también induce al cuerpo, así que algunas palabras sobre sexo, alguna palabra de lo que va a suceder y lo bien que se lo están pasando consiguen que la mente y el cuerpo estén donde tienen que estar dejando cualquier otro tipo de distracción mental. Una especie de zen para el sexo, pero diciendo cosas calientes para el momento.

Las manos

Junto con un primer beso, las manos es algo que muestra en público la reacción de afecto. Un paseo cogidos de la mano puede ser igual de romántico para los dos, y el mismo preliminar de un acto público habiéndolo pasado bien con sinceridad. Déle un masaje suave mano, envolviendo sus dedos alrededor de él, tirando suavemente y toca con tu boca su mano.

Pecho

Mejor así como un pequeño mordisco en nuestros pezones, los hombres no son indiferentes, ni diferentes a las mujeres (recuerda, que aunque seamos sexos distintos todos somos humanos que es lo más importante, y esto consiste en gozar ambas partes), y que son tan sensibles, por lo que le excitarán lo mismo que a ti. Besa su pecho y aráñale con suavidad el torso y un poco la espalda.

Cabeza y Pelo

Un simple masaje en el pelo, o un lavado de cabeza con champú en la cabeza puede hacerle excitarle según la destreza que vayas adquiriendo.

Un tironcito del pelo, o unos besos que pasen a la vez que le tocas el pelo a un mordisco en el cuello hará que sea el preludio para lo que quieras. En la ducha puede producir una situación realmente caliente.

Perineo

El perineo es el área entre el ano y los genitales y se compone de muchas terminaciones nerviosas, y es realmente sensible en un hombre. De hecho muchos se protegen esa zona de forma instintiva, por lo que esa zona se puede estimular muy suavemente con los dedos, o incluso con la lengua. Son zonas que llevan al placer absoluto en un hombre, pero a la vez muchos le tienen miedo por la exposición instintiva de la zona que se toca. Quién controle al perineo controlará el placer.

P-spot: “el punto G masculino”

Este es el lugar que está justo dentro del ano, un pequeño bulto que al ser estimulados, pueden conducir a un orgasmo masculino, mientras que él está en la parte superior deslice suavemente su dedo dentro y masajear. Aunque puede sentirse extraño al principio es algo que acabará disfrutando. ¡Ellos no lo llaman el punto G para el hombre eso es para las mujeres para nada señoras!! No cabe duda que este punto es el más difícil de conseguir en muchos hombres, que se niegan a probar tal placer.

Juguetes específicos para el punto P 

Escroto

El escroto es el saco que contiene los testículos (vulgarmente llamado las pelotas o los huevos) y esto también es una zona erógena masculina muy sensible, pero es otra zona a jugar con ella. Suave con la mano o dulce con la lengua y la presión indica hasta donde disfrutan. Zona erógena masculina a tratar también con mucho cuidado.

Glande

Y por fin el glande. La “puntita”. Es la zona donde el hombre alcanza el orgasmo y es la zona que más cuidado se ha de tener. Aunque el tronco del pene es robusto, esta zona tiene infinitas terminaciones nerviosas y por lo tanto es la zona más sensible. Muchas veces un simple cosquilleo con intención da lugar a que la cosa se ponga firme al instante.

Con todo esto ya puedes generar tu propia estrategia de puntos erógenos para cada momento y aprender a jugar con el cortejo de las zonas erógenas masculinas. Como se puede ver hay infinitas posibilidades de repeticiones y variantes para no aburrirse.

 

¿Cual es tu zona erógena masculina preferida? ¡Déjanos un comentario!

11 maneras de usar un vibrador

Publicado en: Blog | 0

como usar un vibrador

Hasta un 50% de las mujeres utilizan vibradores con regularidad, y más actualmente donde la industria se ha sofisticado tanto que los juguetes sexuales vibran, giran, se comparten en pareja… y la juventud todavía tiene menos trabas psicológicas a la hora de tener un poco de amor propio.

Formas de placer con tu vibrador:

La clave con cualquier técnica es experimentar con ella y ver cual es la que mas te gusta y se te adapta.

1. Preliminares

Empieza tu juego acercando tu vibrador a tus zonas mas sensitivas, tus zonas erógenas. Estas son tus pechos, sobre todo tus pezones, la parte interior de tus muslos. Para algunas puede ser el cuello, los labios, el abdomen incluso la parte interior de los brazos (¡de verdad!). ¡Pruébalo! Vete experimentando y viendo que zona es la que mas placer te da.

A medida que te pongas cachonda, empieza a centrarte en el interior de tus muslos, tus ingles y tu vagina, pero no apliques todavía el vibrador directamente a tu vagina. Quédate en el entorno, masajeando con suavidad, subiendo y bajando por tus labios vaginales exteriores y por encima de tu clítoris hasta que tu cuerpo ya te pida a gritos el contacto directo.

Y aún así, no te vayas todavía en directo contacto con el clítoris. Empieza poniendo la puntita del vibrador en la parte baja de la vagina y muy lentamente llévalo hacia arriba. Una vez llegues a la parte alta de tu vagina, por encima de tu clítoris, bájalo de nuevo muy lentamente. Mientras hagas esto tu cuerpo ya te pedirá mas presión e intensidad, pero no te dejes llevar todavía, porque te encantará el resultado. Mantén un contacto suave como una pluma el mayor tiempo posible.

 

2. Enfoque clitoral

Ahora puedes utilizar tu vibrador en tu clítoris. Muévelo con la puntita del vibrador por encima de tu clítoris y presiona ligeramente. Aquí hay un montón de cosas que puedes hacer:

  • puedes presionar la punta de tu vibrador en una parte al lado de tu clítoris
  • puedes frotarlo por encima de ella directamente
  • puedes preferir círculos muy lentos o muy rápidos
  • puedes mantenerlo suavemente aplicando una mínima presión

 

La clave está en experimentar con diferentes técnicas y encontrar la parte en la que tu clítoris esté mas a gusto, ya que es una zona hipersensible y con la que mas disfrutas.

De hecho algunas mujeres incluso lo pueden sentir el contacto directo con el clítoris desagradable incluso doloroso y prefieren el contacto con la capucha que lo cubre. Si entras en esta categoría, no te preocupes. No estás sola y hay una solución fácil: utiliza la capuchita como amortiguador. La capuchita es la piel que cubre el clítoris y por supuesto que transmitirá todas las vibraciones y movimientos a tu perla preciada y te dará el mismo placer que el método directo.

 

3. Desde abajo

Esta técnica es generalmente muy popular ya que vas a ser capaz de estimular toda la parte exterior de tu vagina. Solo necesitas presionar el vibrador contra toda tu vagina. La punta del vibrador tocará tu clítoris, mientras el cuerpo del vibrador estará presionando tus labios interiores. La parte inferior estará en la parte baja de tu vagina, puede que incluso toques un poco tu ano, lo que puede ser especialmente placentero.

Ahora si quieres cierra tus piernas y te deberá resultar fácil mantener el vibrador en su sitio.

De esta manera quedarán libres tus manos para utilizarlas en otras zonas de tu cuerpo. ¡Utiliza la imaginación!

 

4. Desde dentro

Así como las otras técnicas se centran en la parte exterior de la vagina, esta técnica se centra en la interior. Para esto necesitarás un vibrador que tiene la forma de un pene y pueda penetrar fácilmente tu vagina.

Utilizando tu lubricación natural o algo de lubricante para que la experiencia resulte mas resbaladiza todavía, cubre tu vibrador completamente e introdúcelo lentamente en tu vagina.

Ya simplemente dejando el vibrador en tu vagina puede ser muy placentero, pero puede que lo encuentres mucho mas placentero aplicar presión en uno de los dos puntos sensibles: el punto G y el punto cerca fórex vaginal. El primero seguro que lo conocerás. Y del segundo hablamos en la entrada de cómo tener sexo con penetración profunda y si aplicas la presión justa seguro que llegarás con facilidad al clímax.

Experimenta con la presión aplicada, la intensidad de las vibraciones y las diferentes áreas dentro de tu vagina para descubrir donde sientes mayor placer.

 

5. Añade tus dedos al placer

Solo porque estés utilizando un vibrador, no quiere decir que no tengas que utilizar tus deditos también. De hecho añado un montón de placer al mix. Utiliza tus dedos de una mano para estimular tu punto G, mientras simultaneamente utilizas tu vibrador en tu otra mano para darle placer a tu clítoris.

Por supuesto lo puedes hacer también al revés: utilizas tus dedos para frotar tu clítoris mientras introduces el vibrador en tu vagina y le das placer con sus vibraciones.

O experimenta manteniendo el vibrador en las afueras de tu vagina y tus dedos en el clítoris. Maneras hay mil y el límite solo está en tu imaginación.

 

6. Utiliza tu vibrador para tener mejor sexo con tu pareja

Los vibradores te pueden ayudar en tus relaciones sexuales con tu pareja. Utilizar un vibrador durante el sexo con tu pareja puede cambiar dramáticamente la historia y podéis sentir tanto tu como tu pareja mas placer.

Si actualmente luchas para poder llegar a un orgasmo con tu relación sexual, entonces usar un vibrador te ayudará un montón llegar al orgasmo durante la penetración.

Por ejemplo en la postura del misionero mantener el vibrador en el clítoris puede resultar un poco difícil, mientras en la postura del perrito o la cucharita esto te resultará fácil.

Por supuesto que no solo puedes mantener tu el vibrador, sino que tu pareja también.

Otra opción que quizás os resulte guste es aplicar el vibrador en tu pareja. Esto de nuevo será placentero o difícil dependiendo la postura que toméis. Si estás en una postura que puedas acceder a sus testículos, si perineo e incluso su ano, eso seguro que le encantará.

 

Importante: Algunos chicos poco seguros de si mismos podrían pensar que utilizar un vibrador durante el sexo es necesario porque el es malo en la cama o tu necesitas algo mas. Esto puede ser muy frustrante especialmente cuando intentáis algo nuevo. Si ese es tu caso, asegúrale que por supuesto que quieres algo nuevo, pero eso no es el y que las mujeres estamos construidas de una manera diferente que ellos, por eso a veces necesitamos un pequeño extra. Nada que ver con sus habilidades.

 

7. Durante una mamada, cunnnilingus o trabajo manual

Igual que puedes utilizar el vibrador durante un acto sexual con penetración, lo puedes utilizar cuando tengas sexo oral o le hagas un trabajo manual. Aquí unas cuantas ideas:

  • intenta mover el vibrador suavemente a lo largo de todo su pene y observa su reacción
  • mientras le haces una mamada, utiliza el vibrador en sus testículos, acariciándolos o simplemente manteniendo su vibración contre ellos
  • mientras le haces un cunnilingus, utiliza el vibrador para penetrarla o mientras introduces tu lengua en su vagina, dale con la punta en su clítoris
  • el perineo de un hombre es muy sensible. Prueba presionar simplemente el vibrador contra el y varia la presión que ejerces. El tiene que decirte cuanta presión le gusta y estamos seguros que le encantará.
  • si a tu pareja le gusta el juego anal, entonces no tengas miedo te acercarte a su puerta trasera. Puedes frotar desde afuera, presionar suavemente e incluso penetrarle con el vibrador. Por supuesto necesitas limpiar el vibrador antes de utilizarlo de nuevo en la vagina.

 

 

8. Varia tus vibraciones

Una bala vibradora en el momento oportuno en que se te antoja ser juguetona es entretenido, y siempre puedes darle nuevos ritmos a las vibraciones y así tener siempre nuevas sensaciones.

La mayoría de los vibradores tienen un entorno vibrante que ofrece un tipo diferente de estimulación.

Así, para nuevos descubrimientos y como ya hemos mencionado anteriormente, no mantengas la punta del vibrador enfocado en el clítoris todo el tiempo, sino que puedes divertirte alargando el momento mediante la ejecución a lo largo de sus muslos, los labios o monte de Venus o utilizarlo en su lado para diferentes sensaciones. ¡Intenta una nueva técnica que te funcionará perfectamente!

 

9. ¡Mira, sin manos!

Nuevamente, esta técnica funciona mejor con una pequeña bala vibradora. Te la puedes poner discretamente y disfrutar en secreto donde quieras, puedes llevarla en tus bragas y disfrutar sin usar las manos. Imagínate una braguita con bala vibradora como esta con mando a distancia y en un sitio público con tu pareja con el mando en sus manos. O sencillamente siéntate en el sofá y empieza a sentir las vibraciones, o horcajadas sobre una almohada (¡o también con tu pareja!). Y giran hasta que te sientas acercarte al clímax.

 

10. Masaje

Una gran forma de juego previo es el masaje erótico, y añadiendo su vibrador hace que sea aún más divertido. Para esto han inventado los vibradores masajeadores. Y relájate en la mecedora vibratoria del placer masajeador.

Se lo puedes decir a tu pareja, que empiece por la espalda, el cuello, los hombres, libera tensiones y relájate. El masajeador lo hará todo más divertido.

 

11. Todo mojadito

¿Quién dice que toda la diversión tiene que estar en el dormitorio? Un vibrador resistente al agua, se abre la posibilidad de un baño, o ducha, divertida.¿Por qué no realizar un relajante baño de burbujas con velas y música suave y disfrutar de algunos juegos acuáticos? Sólo asegúrate de que su vibrador es 100% resistente al agua antes de sumergirlo.

 

 

¿Y tú, tienes alguna forma especial de utilizar tu vibrador?

¡Compártelo en los comentarios!

Sexo en la ducha, ¡atrévete a practicarlo!

Publicado en: Blog | 0

sexo en la ducha

 

 

El simple hecho de pensarte desnuda con miles de gotas de agua recorriendo tu cuerpo es súper excitante para él, imagínate qué hará una vez que vea que estás a punto de cumplir su fantasía.

 

Aquí te damos unos consejos de cómo tener sexo en la ducha y disfrutar de el.

 

De pie

Mientras no tengas una mansión con una ducha enorme, lo mas probable será que tendrás un número limitado de posturas. Si vas a tener sexo con penetración lo mejor es hacerlo de pie los dos mirando a la misma dirección, es decir de espaldas. La pareja que va a ser penetrada puede apoyarse en la pared para elevarse un poco y mantenerse. La pareja que va a penetrar también puede empujar contra la pared. No intentes utilizar a tu pareja para elevarlo, ya que puede que os resbaléis y eso puede resultar doloroso. Sobre todo si uno se cae, el otro se caerá encima.

 

Uno de los retos mas complicados está relacionado con la diferencia de altura. Si uno es mucho mas alto que el otro, la persona mas baja puede cerrar un poco mas las piernas, mientras la persona mas alta abrirlas e incluso flexionarlas un poco.

 

¡No se te ocurra montarte en el borde de la bañera! Si sois mas o menos de la misma estatura podéis poneros uno enfrente al otro con el pie de la pareja que va a ser penetrada encima del borde de la bañera.

 

 

De espaldas

Dile a tu pareja que se ponga detrás de ti. Inclínate un poco hacia adelante y disfruten mientras te detienes de una pared o de un tubo que esté bien sujeto. *Ojo: asegúrate que el tubo o la pared de la que te estás deteniendo esté perfectamente sujeto a la pared.

 

No os limitéis a la penetración

Recuerda que tener relaciones con penetración no es la única manera de tener sexo y existen actividades intimas que os vengan mejor practicar en la ducha.

 

Los amantes de la felación pueden tener a su chico en un rincón mientras el agua le baja por la espalda y no hacia tus ojos. También ayuda tener un cojín de bañera para apoyar las rodillas. O utiliza algo de lubricante se silicona para hacerle un trabajo manual especialmente húmedo.

 

También puedes empujar a tu chica contra la pared y tocarla con los dedos desde atrás.

 

Por supuesto que también podrás utilizar juguetes eróticos acuáticos (¡cuidado, tienen que ser resistentes al agua!) en la ducha para ayudaros a despegar con mas facilidad.

 

La ducha también es un sitio ideal para sexo anal, especialmente si eres un poco asqueroso con la puerta trasera. Así tendrás la seguridad que todo está perfectamente limpio antes de despegar.

 

El sexo en la ducha lo podrás utilizar también como preliminar. Calienta a tu pareja dejándolo mirar como te lavas, pero prohibiéndole de entrar en la ducha contigo. O también podéis empezar en la ducha, tocando y saboreando cada rincón de vuestros cuerpos y finalizar fuera de la ducha – ¿quizás encima del robusto lavabo?

 

Placer oral

En la ducha es de lo mejor que puede haber, ya que con el agua corriendo y el vapor a todo lo que da, tu novio podrá sentir placer de impacto. Te recomendamos que te pongas sobre un tapete antiderrapante para evitar accidentes.

 

El baile

Si quieres ver cómo tu novio se muere de placer, desnúdate frente a él y dile que te observe mientas bailas sensualmente bajo el agua. Verás que no tarda nada en quitarse la ropa y meterse a la ducha contigo.

 

No utilicéis condón

Los condones no son fiables utilizándolos en la ducha o la bañera. Suelen deslizarse de manera muy fácil y pueden degradarse con el contacto con el agua. Así que pensáis en prevención embarazo os tenéis que pensar otra cosa esta vez.

 

Utiliza lubricante

¿Piensas que el agua os va a mantener agradablemente lubricados? Pues lo siento, pero te equivocas. De hecho el agua seca la lubricación natural de la vagina y puede hacer que la penetración sea mas difícil. Si hay una penetración vaginal o anal vais a necesitar lubricación adicional aunque habitualmente no la necesitéis.

Los lubricantes a base de agua lógicamente se van a diluir , así que asegúrate que utilicéis un lubricante a base de silicona, como este por ejemplo.

 
Este lubricante podrá resistir el contacto con el agua durante bastante tiempo. Lo único que tienes que tener en cuenta es lavaros bien con jabón después y no utilizarlo con juguetes sexuales de silicona, porque lo arruinarán.

 

Dale una oportunidad a la bañera

Es curioso, pero el sexo en la bañera no llama tanto la atención como el sexo en la ducha y eso que puede ser igual de divertido. Hay que tener en cuenta la cantidad de agua con la que se llena la bañera, sobre todo si vais a tener sexo con penetración, sino vais a pasar vuestra relajación postcoital con el mocho quitando agua.

Si tienes la suerte de tener una bañera con hidromasaje puedes disponer a tu pareja o si estás solo a ti mismo en los sitios justos para empujar contra el chorro.

Con estos succionadores también podéis tener vuestro máximo placer debajo del agua.

Y luego también hay cantidad de sales y espumas de baño de las que podéis disfrutar y que os ayudarán evadiros de la rutina.

 

¿A que esperas?

 

Los ingredientes que busca una mujer en un pene

Publicado en: Blog | 0

lo que busca mujer en un pene

 

El tamaño del pene es algo que los hombres se preocupan desde sus tiempos escolares, pero las chicas buscan también otras características. Cuando ella te ve desnudo, no se fija sólo en lo grande que la tienes. Piensa en que quieren conseguir un orgasmo.

Aquí hay cinco rasgos que funcionan a tope con las mujeres.

No tiene por qué ser así de grande

Una mujer tiene el punto G apenas a 5,8 centímetros en la vagina – por lo tanto, el mito de que los hombres la tienen que tener enorme para dar a una mujer un orgasmo es sólo eso – un mito (y muchas veces limitante o inicio de complejos en muchos hombres respecto a su pito). Un pene puede satisfacer a una mujer y causar orgasmos en el punto G -si se trata de más de 3 cm de largo, y el tamaño medio del pene es de unos 5 centímetros. Así que en realidad, la mayoría de los hombres son capaces de satisfacer a una mujer con su polla.

¿El tamaño del pene importa?

Un prominente “curva”

El canto es mucho más prominente en los hombres circuncidados que en los hombres no circuncidados, porque el prepucio que cubre la cabeza se ha eliminado.

El glande

Una vez más, la punta, el glande grueso es más estimulante para la mujer ya que alcanza su punto G durante el acto sexual y le concede orgasmos increíbles. El punto G no es muy grande, mayor es el glande, más se va a frotar contra ella y estimularla.

Tronco grueso

El exterior de la vagina, en la apertura, también es una zona muy sensible. Es posible que hayas visto los vibradores conejo estilo perlas giratorias – están concebidas para masajear y estimular esos nervios sensibles a la apertura vaginal. Si su pene es muy delgado, no vas a ser capaz de frotarte contra las paredes de la vagina muy bien. Sin embargo, si tienes un tronco más grueso, usted estás causando fricción, frotando y estimulando a tope.

Uys, ¡yo quiero un hombre más hábil!

Y si su pene es fino, no es el fin del mundo. Su técnica sexual puede compensar por ello, lo que dice siempre, lo que cuenta es la habilidad. Simplemente empuja tu pene en un movimiento circular durante las relaciones sexuales en lugar de meter y sacar sin más. Al hacer uso de esta técnica, vas a frotarte contra cada lado de sus paredes vaginales, concediendo placer por doquier.

La curva ligeramente hacia arriba

El punto G se encuentra en la pared superior de la vagina, en el lado del estómago – no el lado trasero. Así que si su pene tiene una curva ligeramente hacia arriba, vas a estimular el punto G aún mejor. Si su pene va directamente fuera, eso no es malo tampoco. Si el pene se curva hacia abajo, es posible que desee experimentar con diferentes posiciones sexuales para encontrar una manera de estimular su punto G con el pene. Una vez más adquirir habilidad y exeriencia te lleva a los grados de satisfacción máximos.

Al estilo perrito es realmente una excelente posición sexual para estimular su punto G. Algunos hombres tienen un pene que se curva ligeramente hacia la izquierda o hacia la derecha – esto no suele afectar a una mujer sexualmente.

La confidencia y tu habilidad sexual es donde realmente se marca la diferencia

No importa que la picha se vea más pequeña, no significa que la mujer está saliendo con un hombre débil, ni cobarde, a menos que tenga una personalidad dominante y eso es realmente lo que estaba buscando, un dominado y más por parte de un complejo (que no debería ser tal). La mayoría de las mujeres quieren tener sexo con un chico que tiene confianza en la cama, confiado en su cuerpo y confía en que puede complacer a una mujer sexualmente. No siempre tiene que pedir permiso para hacer todo. Una niña quiere su macho alfa y eso se consigue en todos los planos y actitudes ante la vida, y no por un complejo de pene pequeño, repito que a ella no le importa mucho el tamaño.

Aprende a trabajar con lo que tienes. Estudia la anatomía femenina y aprende sus puntos calientes. Aprende las diferentes posiciones sexuales para coordinarte bien con ella.
Si como hombre dudas de tu pene, bueno, por aquí explicamos algunas técnicas de sexo oral con las que puedes chupar hasta elevarlas al orgasmo igualmente.

Aprende a dar a la mujer orgasmos continuados con el sexo oral y tus deditos y es casi seguro que ella va a sentirse totalmente satisfecha del hombre completo con el que está y no se preocupará para del tamaño de su pene, forma o color en absoluto.

 

Y sino la sorprendes con esto que seguro que también le gustará:

 

FUNKY BUTTERFLY VIBRADOR RAMPANTE LILA
FUNKY BUTTERFLY VIBRADOR RAMPANTE LILA

Cómo hacer una mamada

Publicado en: Blog | 0

hacer una mamada

A ejecutar una mamada como los cánones mandan.

Por aquí ya dimos un curso acelerado sobre cómo excitar lamiendo como un campeón el clítoris de una mujer… y luego al maestro lo hace la práctica.

 

Todo hombre busca esta habilidad en una mujer: que sepa hacer una buena mamada. Y sí, hay muchas mujeres que piensan que todo el trabajo sexual en la relación lo ha de realizar el hombre. ¡Error!

Así que a empezar acciones sexuales para disfrutar y no caer en rutinas; y dale un orgasmo con el que conseguirás que él no se olvide nunca de ti.

 

Curso acelerado sobre cómo realizar una mamada

A continuación te mostramos un curso intensivo que hará que no te olviden nunca los hombres.

 

  1. Estar en una posición cómoda

Al igual que en el sexo con penetración, hay una multitud de posiciones que pueden probar mientras aprenden cómo dar una mamada a su chico. Puede hacer que volviera a acostarse en la cama, que él esté de pie o hacer que se sienta en un sofá cómodo.

Tú eliges la última posición. Lo que puedes hacer es arrodillarte entre sus piernas para que pueda acceder fácilmente a todos ‘los placeres’. A pesar de que puede que necesites un par de momentos para que el chico “se vaya” lo que hay que conseguir es que el placer y la estimulación duren un rato, así que ponte cómoda.

 

  1. Empieza la mamada lentamente

No importa si ya es difícil o no. La mejor manera de comenzar es ir lamiendo el glande con la lengua, lamiendo largo y lento de la base de su pene por todo el recorrido. Hazlo por todos los sitios del pene que puedas, y cuando lo veas bien duro entonces puedes abordar el pene con toda tu boca.

 

  1. Usar la lengua, la boca y los dedos

A medida que tengas el pene dentro de tu boca, asegúrate de que no ignoras el resto del paquete. Usa tu lengua, la boca y los dedos para estimular el resto del tronco. Usa un movimiento arriba y abajo con los dedos para cubrir la parte del eje que no se puede tener en la boca.

Ahora está excitado al máximo, así que mírale fijamente a los ojos para ver su reacción. Por último, verás su potencia sexual en tu poder para darte el máximo placer en la cama – y utilizar todas tus armas de mujer a tu disposición para darle un orgasmo alucinante que no está obligado a olvidar pronto.

 

Consejos

No te olvides de tirar suavemente, lamer o tragar una de sus bolas en la boca, si quieres conseguir experiencias placenteras extra.

 

Advertencias

La peor manera de recibir una mamada para un hombre es sentir los dientes – así que mantén los labios cubiertos. La mejor manera de prevenir el accidente rozando su pene con los dientes es mediante la relajación de la mandíbula. Si es necesario, cubre los dientes con los labios.

 

Si quieres saber mas sobre sexo oral, ¡pincha aquí!
SEXO ORAL PARA VOLVERLE LOCO DRA SONIA BORG
SEXO ORAL PARA VOLVERLE LOCO DRA SONIA BORG

 

¿…y quizás también te interese como lamer el clítoris?

Consejos para lamer el clítoris de manera correcta

Publicado en: Blog | 0

como lamer el clitoris

El sexo oral a una mujer puede ser complicado ya que los genitales femeninos son muy sensibles. El 75% de las mujeres solo consiguen el orgasmo con estimulación clitoral así que nunca podrás darle la suficiente atención a esta parte de su cuerpo. Sorpréndela esta noche con estos nuevos movimientos utilizando no solo tu lengua, sino también tus labios o incluso algún juguete erótico. Estas técnicas simples pero efectivas para lamer tu chica conseguirás que te devuelva… ¡un orgasmo salvaje!

¿Qué podría estar haciendo mal?

La mayoría de las mujeres responden bien a la estimulación del clítoris en la zona periférica. El clítoris es, casi siempre, demasiado sensible para actuar efectuando una estimulación directa.

El clítoris tiene mas de 8.000 terminaciones nerviosas, así que no hay necesidad de ir a escarbar debajo de la capucha del clítoris con la lengua para encontrar la cabeza – esto sólo causará incomodidad extrema y, en algunos casos, incluso dolor.

No te olvides, sin embargo, que también debes desarrollar un ritmo y mantenerlo, sobre todo al puntito de alcanzar el orgasmo. Teniendo esto en la cabeza (sí, por muy calenturienta que la tengas, deja que conduzca tus pasos, o lametones, alguna neurona tranquila), vamos a repasar algunas de las técnicas correctas lengua con más detalle.

Barriendo con la lengua el clítoris

¡Este movimiento es genial! La mujer se pone a cien de forma maravillosa, y debería ser un elemento básico para cualquier rutina de sexo oral. Es un movimiento bastante fácil – la posición de su lengua en el lado derecho o izquierdo del clítoris y moverse de un lado a otro como si estuviera barriendo el suelo. Y practicar y vuelta a empezar. Prueba empezar simplemente echándole tu aliento – la volverá loca.

 

Círculos

Esta es una gran técnica de chupar el clítoris en el cunnilingus . Tienes que probarlo una y otra vez, ¡y rara vez te aburrirás! La técnica la explica la propia palabra aplicada a la vagina femenina – una vez más, colocas tu lengua empezando por la izquierda o por la derecha del clítoris de la mujer. Y mueve tu lengua en círculos, ya sea en sentido horario o antihorario. Y vueltas y más vueltas, y repetir, siempre repetir.

Y te paras un ratito en las 6.

 

Succión ligera del clítoris

Para este movimiento espérate a que la mujer esté ya excitada. Si aspiras antes de tiempo puedes herir la zona sensible.

Tienes que tomar su clítoris suavemente en su boca y chuparlo suavemente – tanto como si estuviera bebiendo con una paja. Recuerda todo el rato, ¡no seas demasiado duro con este movimiento! Esto puede ser fácil de hacer, pero has de estar muy atento a las señales del cuerpo femenino. Si ella frena su excitación detén la succión y vuelve al barrido o a los círculos.

 

Recuerda el ABC

Es posible que haya oído hablar de esta técnica de sexo oral antes, pero de nuevo, se te olvida en el momento caliente o simplemente no lo conoces. ¡Quizá sea lo mejor de entre lo mejor!

Puede sonar gracioso, pero tendrá una vez más la posición de su lengua (una punta funciona mejor aquí) ya sea al lado o en la parte superior del clítoris y comienza a usar la lengua para el ABC. Sí, has leído bien.

Esto le da a su pareja una sensación del clítoris similar a la de la carrera circular (la mayor parte del movimiento se realiza fuera de la capucha del clítoris, mientras que sólo un extremo sigue hasta ponerse en contacto con la cabeza del clítoris en sí y tu pareja empezará a flotar. Pero… ¡espera un segundo!

Si las sensaciones son realmente tan parecidas a los movimientos circulares , ¿por qué hacer los trazos ABC en absoluto? Bueno, ahí está la cuestión. La carrera de ABC es tan poderoso como lo es, ya que da la cantidad justa de contacto tanto con la capucha del clítoris y la cabeza del clítoris mientras mezclas las posibilidades. Obtienes lo mejor de las 2 técnicas – un contacto perfecto, un ritmo excelente y no hay dos movimientos que sean exactamente iguales. La irregularidad regular le llevará al orgasmo! Muy pocos hombres se han hecho el abecedario completo hasta llegar a la letra Z.  Ánimo y empiece por la A, B…

 

Chupando como un niño y poniéndote perdido

Tiene su intríngulis.

Básicamente, este movimiento abarca todas las otras técnicas (como los círculos o de succión suave). Coloca ambas piernas en tus brazos (el muslo estará en el pliegue del codo y las manos deben dar la vuelta y quedarse en los huesos de sus caderas) y a… ¡cavar!

Este es un movimiento donde la actitud realmente vale la pena – tienes que actuar como si tienes hambre y simplemente no puedo tener suficiente de él, así que chupas como un niño. Pero recuerda siempre que el clítoris es muy sensible, y aunque estés comiendo pasteles poniéndote perdido no olvides en que cavidad metes la lengua por si le haces daño.

 

Y ahora a que esperas… ¡a practicar!

 

 

¿Te gustaría saber más? ¡Mira este libro!

SEXO ORAL PARA VOLVERLA LOCA DRA SONIA BORG
SEXO ORAL PARA VOLVERLA LOCA DRA SONIA BORG

 

 

¿…y quizás también te interese como hacer una mamada?

Cómo recuperar el deseo sexual

Publicado en: Blog | 0

 

deseo sexual-wikimedia 

Hoy vas a recuperar el deseo sexual. Sí, ya sé. Tu quieres hacer diferentes posturas, besar, acariciar, llegar al máximo orgasmo, pero ya no te calienta ni la manta eléctrica y ya no sabes ni que hacer. Que si te duele la cabeza o que tienes tu regla. Es verdad que de repente es difícil entrar en calor. Pero aquí os vamos a enseñar cómo poneros calientes, calientes.

Ahora, hay que comenzar por analizar que está pasando contigo. Es un asunto de deseo o de excitación, porque generalmente lo englobamos. Es decir, un asunto de excitación tiene que ver con “si tengo ganas”, pero una vez que comienzo los besos, las caricias, etc., no logro calentarme. Así de simple. Y el trastorno o el asunto de deseo, es que sencillamente ya no pienso en ello, ya no fantaseo, y ya no es parte de mi vida, pero sé que algo se está rompiendo en mi relación o en mi vida, porque ya ni siquiera me acuerdo cuando fue la última vez que tuve sexo.

Ahora, una vez que lo hayas identificado podrás encontrar el camino mas fácil. Voy a darte las claves para recuperar el deseo sexual, pero sobre todo desde el punto analítico de que está pasando contigo.

 

  1. ¿En qué momento de tu relación estas?

El fin del enamoramiento químico es una de las principales causas por las cuales perdemos el deseo. No quiere decir que ya esa persona no te atraiga, sencillamente, pasaste por un proceso que bombardeo a tu cerebro de sustancias, como dopamina, feniletilamina, adrenalina, noradrenalina, y otras que ni siquiera se pronunciar. Estas hacían que quisieras estar todo el tiempo pegado a esa persona, y tu cuerpo de lo pedía, literalmente tu cerebro te gritaba ¡¡APAREATE!! Pero ese tiempo ya pasó. Los niveles de oxitocina, que es la hormona del apego bajan terriblemente entre 18 meses y 3 años, aproximadamente, y por lo tanto, ya no aprovechas hasta ese instante en el que alguien se va de una recamara o en el coche o en donde sea, para meterle mano porque tu cerebro te dijo “ya estamos acostumbrados a los nuevos niveles, ahora busca el verdadero amor” y el deseo sexual se ve comprometido

 

  1. ¡Ya conoces a tu pareja!

Es una de las fases con la que siempre va acompañada la falta de enamoramiento químico y podemos perder del deseo sexual. Ahora ya sabes como es esa persona, ya se cayeron los velos. La dopamina no te está indicando que es perfecta, tú ya conoces sus defectos y sus virtudes. Así que quizás falte erotismo, es decir, tocarse, acariciarse, y sobre todo, muy importante, contactar a través de los 5 sentidos para recuperar el deseo sexual que se va perdiendo. En ocasiones ya no vemos a esa persona, ya no la escuchamos, ya no la tocamos, ya no la “saboreamos”. ¿Por qué? Porque ya es normal. Por ahí tienes que empezar, contacta, acercate a ella. Primero contigo y después con esa persona. Foménta esos momentos de erotismo. ¡Ya basta de pasar el santo día, incomodo, con dolor de espalda, sentado, trabajando o estudiando, sin saborear tu comida, sin escuchar la música que te encanta y que te disparen los 5 sentidos! Esos son momentos de erotismo. Y si tú no sabes disfrutar, tu cerebro no va a recordar que está hecho para sentir placer. En cambio, sí va a recordar que está hecho para no encenderse y no disfrutar. Y por eso es muy difícil que de pronto digas “¡Ups, estoy caliente!”.

 

  1. El autoerotismo

Otra fase importantísima es el autoerotismo (o masturbación). Si, tienes que empezar por ti mism@. Por favor, usa tus manos. Tienes que generar una guía de placer en tu cuerpo para recuperar el deseo sexual. Nadie puede venir a descubrirla. Solo lo puedes hacer tu mismo. Por lo tanto si quieres volver a subirte a tren del deseo, tienes que empezar a autoerotizarte. Si, definitivamente. Posteriormente esas nuevas ideas, vas a compartirlas con tu pareja.

 

  1. Roturas de pareja o momentos de crisis

Claro, pues cuando estamos pasando por problemas, discusiones y peleas, es difícil que digas “Ay si, si quiero”. Pues obviamente no quieres ni verle la cara a tu pareja. Por supuesto que en este caso tienes que analizar qué es lo que tienen que arreglar. Si se puede arreglar de fondo o si es lo mejor cada uno segua su camino. Pero ambos merecen tener una vida plena de pareja y merecer paz mental.

  1. Bajos niveles de testosterona

Este es un punto muy importante y tiene que ver más con la salud que con la calentura. La testosterona es la hormona madre del deseo. Cuando están bajos los niveles es evidente que no va ser fácil llegar a tener una libido adecuada, esto es importante que se vea con un médico. Es más importante de lo que podríamos pensar. A partir de los 30 años, los hombres comienzan a tener menores niveles. Lo que no quiere decir que se les vaya a los suelos, pero si baja, sobre todo cuando hay ciertos trastornos como: deficiencia de zinc, hipogonadismo, diabetes. ¡Importantísimo! Hay muchos más diabéticos de los que creemos. Así que, por favor hazte mirar tus niveles de azúcar en la sangre y comentale al médico tu problema para que pueda hacerte una analítica.

Ahora, ¿Cómo aumentar la testosterona? Tanto hombres como mujeres, porque si y si puede haber una baja que obedezca situaciones orgánicas naturales, es decir, no hay un asunto clínico importante.

  • Sé que con este punto vas a tener que mover su trasero de su asiento. El esfuerzo físico. El esfuerzo físico, sobre todo aquellos deportes que nos implican un esfuerzo rápido y fuerte, como un levantamiento de pesas o correr grandes distancias en pocos minutos, promueve que la producción de testosterona.

En el caso de los hombres, hagan trabajar sus testículos. Cuando un hombre se excita se da un proceso que se llama “feedback positivo”, quiere decir que cuando se excitan los testículos promueven testosterona, pero claro lo que no quieres es tener sexo y por lo tanto se da este efecto del huevo y la gallina.

¿Cómo trabajar mis testículos si no tengo ganas? No queda más que la formula divina. Erotismo. Ponte un buen video porno, o algo que te excite, o pídele a tu chica que te haga un striptease y ten un momento de autoerotismo, eso va a hacer trabajar tus testículos, los niveles de testosterona van a aumentar y por lo tanto la próxima vez que tu chica llegue súper candente vas a encenderte.

 

  1. Por último ¿Cómo obtener dosis diarias de serotonina?

Con comida. Además del chocolate, que es muy importante en el asunto del deseo, los huevos (estoy hablando de los de gallina), el pescado, las carnes magras, los higos y las nueces tienen una enorme cantidad de sustancias que permiten que la serotonina de lugar a la testosterona.

Y para finalizar, el deseo no es un hada madrina con una varita que dice “Pum, estás caliente”. Tienes que fomentarlo con sensaciones placenteras, y no solo contigo sino con tu pareja. Júntate, tócala, tomaos un tiempo para tocarse, acariciarse, tomar una copa de vino, ir al cine. Todos los momentos que os dan intimidad os van a promover sensaciones placenteras y recordar lo bien que lo pasáis juntos. Muy importante, recuérdale siempre que eres su amante, porque de repente nos volvemos hermanos que viven bajo el mismo techo, y ya no nos decimos nada cachondo. Y, por cierto, dejad las peleas, por el Facebook, que si te mira el móvil, que si los celos. Un buen polvo casero, una buena vida sexual derrumban cualquier tontería de pelea y hacen recuperar el deseo sexual.

 

¡Felices orgasmos!

Pompoir – el truco antiguo que ofrece los mejores orgasmos  

Publicado en: Blog | 0

tecnica sexual pompoir beso de singapur

Desde tiempos y memoriales el ser humano ha intentado mejorar lo que tiene y respecto a las relaciones sexuales las mujeres por diversos motivos no lo tienen fácil de disfrutar siempre de un orgasmo.

Parece ser que esta técnica proviene de la India hace más de 3.000 años donde se extendió por el continente asiático. En Japón formaba parte de la educación de algunas geishas. El auge en el que sitúa actualmente el tantra le ha devuelto el viejo resplandor también a esta técnica.

La posición ideal es con el hombre en una posición absolutamente pasiva y la mujer encima de el o de lado. Los movimientos del hombre deben ser como mucho sutiles. Será imprescindible unos buenos preliminares en los que se dilatará y humedecerá la vagina. La técnica, también llamada beso de Singapur por su acción de succionar el pene, se centra en su totalidad en los movimientos de la mujer, aunque estos serán apenas visibles desde afuera. Es la mujer que realiza movimientos con la musculatura del suelo pélvico, en concreto el músculo pubocoxígeo.

Esta vez la mujer tendrá todo el control y será más que compensada, ya que puede ser que experimente 3 tipos de orgasmos, el vaginal, clitoral y el del útero que es menos habitual. Al hombre le permite tener orgasmos mas intensos y duraderos.

También hay que decir que estos orgasmos tan especiales hay que ganárselos. La técnica no es nada fácil y pocas mujeres consiguen realizarla sin entrenarse antes. Consta de ejercicios de la musculatura suelo pélvico durante 5 meses una hora al día que también serán muy beneficiosos para prevenir incontinencia urinaria de edad avanzada o prolapsos uterinos o preparación al parto. Generalmente se trata de contener, apretar y empujar esa misma musculatura como si quisiéramos evitar el escape de orina, idénticos a los ejercicios de Kegel tan famosos. Las famosas bolas chinas que podrán encontrar en Sexoshoponline.com también ayudarán a ejercitar dicha musculatura.

King Out – sexo sin penetración

Publicado en: Blog | 0

el sexo sin penetración crea complicidad

King Out significa literalmente: deja el rey fuera.

Si, correcto, es lo que piensas, estamos  hablando precisamente de ¡ese rey!

Se trata de tener sexo sin penetración. Vale, eso para los adolescentes será muy bonito, pero para un adulto parece que no mola, ¿no? ¡Pues todo lo contrario! Ha vuelto la moda de los años 70 de tener relaciones sexuales y llegar a orgasmos espectaculares solo con besos, caricias y masturbación mutua sin meter el macarrón al horno.

¿Que dicen los sexólogos?

Dicen que aumenta la libido, fortalece el deseo y es una forma de salir de la rutina normal. Solo el hecho de pensar que no habrá penetración aumenta el deseo y la excitación. Obviamente ambos tienen que estar convencidos que tienen ganas de hacerlo y tener una mente abierta con ganas de explorar y pasarlo bien un momento. Y no un corto momento, porque las sesiones de King Out – o como se llamaban también “petting” son largas, muy largas. Le dan la oportunidad a la pareja de explorarse, de tomarse el tiempo de disfrutar conjuntamente y descubrir nuevas zonas erógenas. Puede empezar hablando solamente sobre lo que les gustaría hacer y que les hagan. ¡Cuéntese (y posteriormente llévelo a la práctica) que lo que les excita y cuales son sus zonas erógenas. Pero sobre todo no se quede ahí. Explore todo el cuerpo de su pareja. Precisamente para las mujeres puede ser una forma de tener relaciones sexuales muy satisfactorias, ya que solo con la penetración a veces les resulta difícil o quizás imposible tener un orgasmo.

El concepto de acaricias le quita la importancia al coito, ya que en la sociedad actual se le da mucha importancia a la penetración y se puede disfrutar sin ella. Aunque los besos en todas las partes del cuerpo, el sexo oral, las caricias de zonas erógenas como los senos, los glúteos, el abdomen, los roces de ambos pubis que simulan el coito y quizás un ambiente especialmente preparado con velas, luz tenue, olor y temperatura agradable pueden proporcionar un placer diferente.

Por supuesto que la imaginación es libre y se pueden utilizar toda clase de juguetes eróticos como vibradores, velas de masaje eróticas, lubricantes de sabores, pinzas para pezones, plumas, etc.

El erotismo del dialogo es lo que más placer puede aportar. En este sentido: “talk dirty” – hable sucio, decir cosas que le pongan a los dos junto con la comunicación no verbal con gestos, voz y miradas puede dar máximo gozo.

Las más beneficiadas de esta técnica son las mujeres, ya que ellas gozan mucho de las caricias, de los besos en todo el cuerpo.

Los sexólogos en general aconsejan que las mujeres no estén tan pendientes de obtener el clímax, sino que gocen de la experiencia en general. Con esta técnica dispondrán del suficiente tiempo para y la oportunidad de perderse en el placer.

 

Beneficios del sexo sin penetración: seguridad & confianza

Al no haber intercambio de fluidos vaginales y/o semen no hay posibilidad de embarazo no deseado y según la práctica infecciones de transmisión sexual.

Se recomienda para mejorar el conocimiento del propio cuerpo y de la pareja. Igual que en el sexo tántrico es una invitación a relajarse y a estimular la pareja a base de palabras y caricias. El orgasmo están en segundo plano y las sensaciones físicas, la conciencia corporal se vuelven más intensas llevando al aumento del deseo.

El King Out crea altamente complicidad en la pareja. No se corte en acariciar cualquier parte del cuerpo de su pareja, en decirle cosas bonitas al oído, en crear un ambiente explosivo.

¡Tómese el tiempo de tener un sexo sin penetración y disfrute del momento!

King out - sexo sin penetracion

1 2